domingo, 30 de noviembre de 2008

HACE UN AÑO...

Hace un año vivía en un punto de inflexión.

Todo parece que sigue igual pero todo es distinto. Yo soy otra y el entorno que me rodea también es otro. Parece el mismo pero realmente no lo es, es otro, aunque simplemente se parecen.

Hace un año volvía de Bilbao en un autobus tras ver un concierto de Bruce. De pronto me di cuenta que tenía que cambiar ciertas cosas en mi vida y así lo hice, o al menos así lo intenté. El resultado fue que algunas cosas las cambié, otras decidieron cambiar por si solas, algunas cosas de mi vida pasada las deseché totalmente, otras incorporé y otras, las que realmente vi que merecían la pena, aún permanecen conmigo.

Hace un año me encontraba perdida, sin saber que iba a ser de mí.
Ahora, vuelvo la vista atrás y veo que ha habido cambios y pese al vértigo que puede producir la incertidumbre de no saber si había o no acertado con dichos cambios veo que mi vida sigue por el rumbo que creo que debe seguir, aunque a veces me desvie un poco de ese camino.

Hace un año fue el último día de mi anterior vida y comenzó una nueva vida.

Hace un año. Parece mucho tiempo. Parece poco tiempo. Pero aún sigo encauzando mi vida por donde creo que debe ir.

Hace un año...

jueves, 20 de noviembre de 2008

BAILA COMO SI NADIE TE ESTUVIERA VIENDO


Nos convencemos a nosotros mismos de que la vida será mejor
después.
Después de terminar la carrera, después de conseguir trabajo,
después de casarnos, después de tener un hijo, y entonces
después de tener otro.

Luego nos sentimos frustrados porque nuestros hijos no
son lo suficientemente grandes, y pensamos que seremos
más felices cuando crezcan y dejen de ser niños,
después nos desesperamos porque son adolescentes,
difíciles de tratar. Pensamos: seremos más felices
cuando salgan de esa etapa.

Luego decidimos que nuestra vida será completa cuando
a nuestro esposo o esposa le vaya mejor, cuando
tengamos un mejor coche, cuando nos podamos ir de
vacaciones, cuando perdamos todos los kilos que nos sobran,
cuando consigamos el ascenso, cuando nos retiremos.

La verdad es que ... NO HAY MEJOR MOMENTO
PARA SER FELIZ QUE AHORA MISMO.

Si no es ahora, ¿cuándo? La vida siempre estará llena
de luegos, de retos. Es mejor admitirlo y decidir ser felices ahora
de todas formas ..................
No hay un luego, ni un camino para la felicidad,
la felicidad es el camino y es AHORA
ATESORA CADA MOMENTO QUE VIVES, y atesóralo más
porque lo compartiste con alguien especial; tan especial que
lo llevas en tu corazón y recuerda que:
EL TIEMPO NO ESPERA POR NADIE.

Así que deja de esperar hasta que termines la
Universidad, hasta que te enamores, hasta que
encuentres trabajo, hasta que te cases, hasta que
tengas hijos, hasta que se vayan de casa, hasta que te
divorcies, hasta que pierdas esos kilos, hasta el viernes por la
noche o hasta el domingo por la mañana;
hasta la primavera, el verano, el otoño o el invierno,
o hasta que te mueras, para decidir que no hay mejor
momento que justamente ÉSTE PARA SER FELIZ .........

LA FELICIDAD ES UN TRAYECTO, NO UN DESTINO.

TRABAJA COMO SI NO NECESITARAS DINERO,
AMA COMO SI NUNCA TE HUBIERAN HERIDO,
Y BAILA ............... COMO SI NADIE TE ESTUVIERA
VIENDO.

viernes, 14 de noviembre de 2008

PALABRAS OLVIDADAS

Dicen que el diccionario de la R.A.E. está obsoleto, que no incorpora términos modernos. Y, aunque lo intenta, el vocabulario se va ampliando y actualizando a una velocidad mayor que la del citado diccionario. Sin embargo esta entrada es para todo lo contrario, quiero hablar de las palabras olvidadas, es decir, de aquellas palabras que todos en alguna ocasión hemos utilizado y que ahora se han quedado en algún rincón olvidado de la memoria... Pero si limpiamos las telarañas seguro que alguna sale.

Y lo más curioso de todo esto es la subjetividad del asunto. Que yo usase una palabra y la haya dejado de utilizar no quiere decir que otro (o la mayoría de la gente) la siga incorporando a las palabras que normalmente usa en su vida cotidiana.

También hay otro dato a tener en cuenta: según vamos creciendo y según vamos haciendo otras cosas y nos movemos en otros entornos añadimos palabras a nuestro vocabulario en detrimento de otras que quedan en el olvido. Así muchas de estas palabras son las usadas en la época escolar (salvo que seas profe), pero no son las únicas que quedan en el olvido.

Así, algunas de mis palabras olvidadas (imposible nombrar a todas) serían:

Lustro, Talego (tanto usada como para la cárcel o como sinónimo del billete de 1.000 pesetas), Licántropo, Encerado, Polinomío, Prosopopeya, Polinomio, Pistilo, Estambre, Fiambrera, Walkman, Magnetófono, Proyector, Leucocito, Emparelado, Pilila, Catequesis, Badminton, Vacas (aplicado para vacaciones), Otorrinolaringólogo, Lefa, Ciencias Sociales...

Estos son sólo algunos ejemplos, y una vez que empiezan a salir continuan saliendo en un intento de no ser olvidadas para siempre. Y no tienen por qué ser palabras raras y desconocidas (alguna lo será pero no todas) y aunque olvidadas, permanecen ahí, a la espera de que vuelvan a ser utilizadas. Y eso que algunas palabras suenan mal pero otras suenan genial y da pena el no volver a emplearlas.

¿Cuándo dejé de usarlas? No lo sé, sólo sé que se hizo de una forma tan gradual que apenas me di cuenta de su nuevo destino: ser una palabra olvidada.

lunes, 10 de noviembre de 2008

TIMOFONICA


Telefónica, movistar, timofónica todo es lo mismo. Es más esta entrada habla sobre esta compañía de teléfonos (en concreto sobre la de telefonía móvil) pero es extensible a todas las operadoras del mercado. Y es que todas son unas verdaderas ladronas. ¿Y el consumidor que puede hacer al respecto? Nada. Y es que estas compañías cambian sus contratos según les interese, siempre mirando a su beneficio y no por el consumidor. Entonces, ¿qué hacer? puedes cambiar de compañía, pero vas a otra igual de ladrona que la anterior... Y todo esto apesta. Y lo peor de todo es que funcionan con total impunidad. Además ¿habéis probado a daros de baja? Es una auténtica misión imposible, salvo que te vayas a otra compañía (con lo cual estás en las mismas).

Y es que son mil cosas las que han hecho ya. Antes estaba el redondeo y por ley lo prohibieron (tras muchos años de lucha diciendo que era ilegal), así que lo que hicieron fue subir las tarifas. Y no sólo me refiero a las nuevas tarifas sino también a las ya existentes y que te dijeron que eran de por vida (en mi contrato de tarde hubo subidas respecto a lo que yo contraté sin previo aviso de esta subida ni nada). Por supuesto, si la vida sube los precios suben, pero NO informan a los clientes de esas subidas y es el cliente quien tiene que indagar cuánto les cobra. Es como si vas a la panadería a por pan y no te dicen cuánto cuesta la barra y a final de mes te dicen "su consumo en pan ha sido tanto".

Antes, cuando contratabas una línea telefónica, tenías que estar X meses en dicha compañía sin poder irte. Lo prohibieron por ley (tras mucho luchar para conseguirlo). Ahora lo que hacen es venderte móviles a supuestos precios más barato (es su precio normal) y por ese "supuesto descuento" te quedas con ellos X meses. Si no quieres esto, te venden el mismo teléfono a mayor precio diciéndote que es su precio normal. ¿No es esto estar en las mismas? ¿O sólo me lo parece a mí?

Como estas cosas ahí muchas. La última: desde la factura de noviembre (periodo facturado del 18 septiembre al 17 de octubre) no entran en el consumo mínimo los números especiales con descuento. Mandaron una hoja informativa con la factura anterior (1 de octubre, cuando ya se había facturado la mitad del consumo) y con palabreria difícil de entender. Pues resulta que números especiales como "MIS 5" o "MI FAVORITO" no entran en el consumo mínimo. Sólo entran ahora en ese consumo mínimo las llamadas y los sms (mms no lo sé) realizados a números distintos de los que puedas tener en "MIS 5" o "MI FAVORITO". Tampoco entra el consumo de números especiales como 902 ó 905 ni tampoco internet, aunque es gasto, y similares.

Y es que estas formas de ahorro aparecieron hace tiempo para captar clientes. Al principio eran "NUMEROS FRECUENTES" que pasó a ser "MIS 5" que eran lo mismo (5 teléfonos para llamada, 5 teléfonos para sms), incluso, creo recordar que con el cambio de "NUMEROS FRECUENTES" a "MIS 5" las llamadas eran más baratas (no lo recuerdo bien) para captar así más clientes. Luego apareció "MI FAVORITO" un mismo número al que llamar y mandar mensajes más barato aún que "MIS 5". Al poco tiempo desapareció "MIS 5", es decir, clientes nuevos no se podían apuntar a esto. Y es que esta promoción es para toda la vida al mismo precio (los precios de las llamadas han subido ligeramente).

Ahora, con esta nueva normativa, puedes gastarte un millón de euros llamando a estos 6 números (5 de "MIS 5" y 1 de "MI FAVORITO") y escribiendo mensajes, pero, si no usas el teléfono para nada más te cobran los 9€ del consumo mínimo (o la diferencia entre estas llamadas que no pertenecen a las modalidades de ahorro y el consumo mínimo). Es decir, antes llegabas al consumo mínimo, ahora ya NO. Y te roban esos 9€ mes tras mes... Dan ganas de volver a la modalidad de tarjeta.

Panda de cabrones... Dais asco...

sábado, 8 de noviembre de 2008

MAS FRIO

Mi anterior entrada hablaba del frío, pero era referido a un frío térmico, a un frío producido por una bajada brusca de las temperaturas. Sin embargo, en esta entrada quiero hablar de otro tipo de frío, de ese frío que se siente cuando no se está con la persona amada...



La canción original es de Alarma (este es su vídeo original presentado en el mítico programa La bola de Cristal) pero yo la descubrí gracias a Txarrena (genial el Drogas cantándola). Sé que hay más versiones de la canción, pero yo me quedo con la que aquí nombro y que no he encontrado con calidad de sonido buena, así que os dejo el vídeo original y espero que no os sintáis como en la canción:
...Estoy ardiendo y siento frío...

Llegas tarde